CANDIDATO DEL ALCALDE, SACÓ LA MANO.

Hagan memoria y recuerden los discursos del desaparecido Hugo Chávez en Venezuela: a mis colectivos ciudadanos y para exterminar a las ratas pestilentes de la politiquería que son todos los corruptos que se robaron a Venezuela y quieren adueñarse del poder para terminar de saquear a la nación; prometo luchar por mi pueblo y blindarle sagradamente todas sus necesidades.
Ahora compárenlos con las arengas del destituido Rodolfo Hernández en Bucaramanga: a mis colectivos ciudadanos y para sacar a todas las ratas de la politiquería porque todos los políticos corruptos se robaron a Bucaramanga y quieren apropiarse del poder para terminar desfalcando la ciudad; prometo luchar incansablemente por toda la comunidad y ofrecerle todo lo requerido para su felicidad.
Y sí se han puesto a pensar cómo estos “fulanos”, Hugo Chávez y Rodolfo Hernández dejaron a Venezuela y a Bucaramanga?
Ambos quebraron a Venezuela y a Bucaramanga, los dos se robaron al país y a la ciudad, ambos nombraron de “testaferros” a sus hijos y sus familiares, pretendiendo ocultar sus argucias y fechorías contra la nación hermana y nuestro municipio.
A los dos les fascinaba ser groseros, patanes y “matones” porque así amedrantaban a todos.
Ellos, Hugo Chávez y Rodolfo Hernández, intimidaron NO gobernaron.
Esa pareja se especializó en afectar la paz y la tranquilidad de Venezuela y de Bucaramanga.
Hoy Venezuela está arruinada y con 4 millones de venezolanos errando por el mundo como pordioseros y los demás en su patria condenados a la peor hambruna.
Hoy Bucaramanga está con la mayoría de sus empresarios abandonando el pueblo porque el alcalde los arruinó. Gran parte de los negocios nocturnos cerrando y evaporándose de la ciudad, porque sus dueños el alcalde los quebró y muy feliz quedó.
Con la inseguridad, el moto-servicio, la invasión del espacio público, la proliferación de informales, el torcido de las ciclo-rutas, los colectivos, las calles destrozadas y todas las demás bestialidades “toleradas” por el alcalde que se hizo el “pingo”, ahora descaradamente nos quiere “recetar” otro ingeniero, que con su “fachada” moralista está listo a seguir practicando la sucia politiquería, las trampas, desfalcos, negociados y chanchullos que obligaron a renunciar y con partitura en mano veremos muy pronto ante las “ías” cantando a su descarriado “mentor”.
Por Dios, paisanos. Piensen, lean, entérense, y analicen a conciencia la caótica situación por la que estamos atravesando, por culpa de este siniestro personaje, con una sencilla comparación como que Rodolfo Hernández es a Bucaramanga lo que Hugo Chávez fue a Venezuela, un populista que hablaba de las necesidades, hablaba de la corrupción, pero que siempre se acomodó a sus intereses personales al igual que fue Rodolfo Hernández con Bucaramanga un “encantador falaz” que prometió casas, prometió satisfacer las necesidades de los ciudadanos, prometió, prometió y nunca cumplió, porque al parecer su único interés era el de beneficiarse con “chancucos” como los de Vitalogic y el terrible negociado que contribuyó a que estallara el destape de la olla podrida de la Universidad Distrital.
Señoras y señores; hagan memoria y sacarán conclusiones como las que por ejemplo obligaron a que el candidato del alcalde, señor Juan Carlos Cárdenas, anoche sintiéndose incapaz decidiera no asistir al debate de televisión en el Canal TRO, circunstancia que ratifica el por qué no reúne los requisitos que tan elevada dignidad exige

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *