TRAS LA «CUARENTENA», OTRO SERÁ EL CANTAR.


La política colombiana después de la pandemia del “coronavirus”, tendrá un escenario primordial como el “callejero”, siendo sus manifestaciones de protesta social y movilizaciones, los mejores síntomas para su “calibración” democrática.

Las centrales sindicales liderarán jornadas de protesta por la mejora de las condiciones de trabajo.

Las organizaciones campesinas, indígenas y de población afro, se pronunciarán por el derecho a la vida y contra el asesinato de líderes sociales de los territorios.

El Senado y la Cámara, continuarán como epicentro de concertación y confrontación entre el Ejecutivo y las diversas fuerzas, alrededor de iniciativas legislativas y en los debates de control político.

Habrá que esperar el comienzo de los nuevos procesos que les permitirán a los diferentes partidos, medir sus fuerzas y ubicarse estratégicamente en las próximas elecciones, que serán el reflejo de las dinámicas con las que, buscarán superponerse las distintas fuerzas políticas.

Aunque no contamos con la clase política que merecemos, porque los nuestros siguen flotando en las mansas aguas, donde todo perjuicio se perdona y todos los vicios se olvidan, lo mejor será tomar precauciones y en lo sucesivo no seguir de idiotas útiles.

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *